Buscar
  • Laura Leoz Dramaterapia

VUELTA

Vuelta al cole, vuelta al trabajo, vuelta a la rutina... Estamos en el momento de cambio o transición de verano a otoño. Esta vuelta a la rutina puede ser difícil, sobre todo porque aunque es una vuelta, la rutina a la que volvemos es diferente.


La vuelta a la rutina del otoño 2021 es diferente a la rutina de cualquier otro otoño. Es diferente por las consecuencias prácticas de la pandemia que todavía está afectando al mundo. Pero también por el cansancio y desgaste emocional que llevamos acumulando desde hace casi dos años.


La incertidumbre con la que hemos convivido últimamente, sigue y no sabemos cuánto durará la rutina a la que nos adaptamos ahora. Puede que esto sea difícil porque la incertidumbre, lo desconocido y el futuro incierto nos pueden causar ansiedad, miedo, enfado, frustración y puede ser sobrecogedor.


Esto se puede hacer más difícil después del verano. Ya que el verano suele ser un tiempo en el que miramos más hacia fuera, hacemos más vida social, activa, espontánea y las responsabilidades pueden parecer menores.


Al volver a coger esa misma mochila de antes, podemos sentir bloqueos, resistencias y emociones difíciles. Estos no se deben ignorar, es mucho más importante conectar con los bloqueos, para poder dar pasos hacia lo que necesitamos en nuestra vida.


Una gran parte de esa conexión con los bloqueos, las resistencias y las emociones difíciles nos puede llevar a conectar con quien somos y soltar las ideas de lo que creemos que debemos ser.


Por ejemplo, yo me puse una fecha de vuelta al trabajo pensando que eso me ayudaría a desconectar y descansar durante el verano para luego volver a todo fuego en esa fecha. Llegó la fecha y dejé de un lado todo lo que había hecho durante el verano y me hice un plan para la primera semana llena de trabajo.


Pero entonces me bloqueé. Cada decisión que tenía que tomar se convirtió aterradora, cada vez que intentaba escribir un email, una entrada de blog, una propuesta de proyecto, me bloqueaba, no sabía qué hacer y se me quedaba la mente en blanco.


Pasé unos días difíciles en los que me sentía culpable por no trabajar, por no hacer nada productivo, me sentía como un fracaso y empecé a tener miedo de que iba a echar a perder todo el trabajo de los últimos dos años, iba a destruir mi negocio, empecé a sentir ansiedad por no saber qué me estaba pasando ni cómo iba a ser el futuro.


Me di cuenta de que me estaba aferrando a mi imagen de una vuelta al trabajo productiva y dejando que el miedo y la incertidumbre por el futuro abrumase todos mis pensamientos. Así que me tomé un tiempo para conectar conmigo misma, con quién soy aquí y ahora y qué quiero hacer.


Empecé a hacer tiempo para recoger las frutas y verduras del jardín, a pasar tiempo en la cocina procesando todo lo que ha madurado durante el verano, invité a amigues a venir y compartir toda esta abundancia. Y empezaron a fluir las ideas, empecé a escribir todo lo que no había podido escribir antes, las decisiones que habían parecido imposibles, de repente eran fáciles de tomar.


El miedo, la incertidumbre, lo desconocido de lo que viene siguen aquí conmigo, siguen siendo parte de mi presente, pero ya no son mi enfoque y lo único que veo. He hecho hueco también para las otras cosas que hay en mi presente y he soltado mi imagen de una Laura que vuelve al trabajo llena de energía y entusiasmo y haciendo mil cosas.


Doy la bienvenida a la Laura que también necesita estar en silencio, en la cocina, con sus amigues, la Laura que produce y trabaja, pero que da cada paso conscientemente y tomándose su tiempo. La que siente el miedo pero no deja que le sobrecoja, la que confía en que escuchando y mirando hacia su interior va a dar con un camino válido y bueno en el que no necesita sentirse culpable por ser una persona multifacética que necesita más que sólo trabajar y producir.


Así que os invito a escuchar y conectar con vuestros bloqueos, las resistencias y las emociones difíciles que puede que surjan en este tiempo de transición. ¿Quién eres aquí y ahora? Hónrate y confía que siendo tú misme es suficiente, tal y como eres aquí y ahora.


Si sientes que necesitas apoyo en este tiempo de transición y crees que la terapia Sésamo te puede aportar el acompañamiento que quieres, haz una cita conmigo usando la página de contacto o escribiendo al whatsapp 644581749.


Un abrazo


0 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo